El presidente de Ucrania, Vlodomir Zelenski, ha hecho un nuevo llamamiento al Kremlin para que acepte abrir una negociación para detener la guerra. En vídeo distribuido por las redes sociales, el dirigente ucraniano ha señalado que hay combates en todo el país. «Sentémonos en la mesa de negociaciones para detener la muerte de seres humanos», ha dicho.

Hasta ahora, el presidente de Rusia, Vladimir Putin, se ha negado a responder a ninguno de los mensajes de Zelenski. De hecho, horas antes de que empezara la invasión rusa, el presidente ucraniano intentó contactar varias veces por teléfono con el Kremlin, pero nadie descolgó el aparato al otro lado.

Esta mañana, el ministro de Asuntos Exteriores ruso, Sergei Lavrov, tras reunirse con representantes de las autodenominadas Repúblicas Populares de Donetsk y Lugansk, ha comunicado que el gobierno ruso no reconoce al ejecutivo de Zelenski como democrático. En este sentido, ha insistido en que la invasión es una operación de liberación y no una ocupación militar.

#HappeningNow

Rusia’s FM Sergey Lavrov greets Ministro de Foreign Affairs of the Lugansk People’s Republics Vladislav Deynego and First Diputy Minister of Foreign Affairs of the Donetsk People’s Republics Sergey Peresada

📍 Moscow pic.twitter.com/EipWityWoG

— MFA Rusia 🇷🇺 (@mfa_russia) February 25, 2022

Lavrov reiteró que cualquier vía negociada para poner punto y final a la guerra debe comportar la neutralidad y el desarme de Ucrania. Además, ha acusado al gobierno ucraniano de impulsar y alimentar políticas neonazis contra la minoría rusa del Donbass.

Los tanques rusos entran en Kiev

Mientras no se alcanza una posible solución negociada, los tanques rusos han entrado esta mañana en el norte de Kiev, concretamente en el distrito de Oblon. La Guardia Nacional ucraniana se ha desplegado en el centro de la capital, pero corresponsal internacional informan de que el dispositivo no es el adecuado para contener o expulsar el ataque ruso.

Por otra parte, a lo largo de la noche, los aviones rusos bombardearon a Kiev, mientras las tropas combatieron al ejército ucraniano en varios puntos al norte de la capital como el aeropuerto Antónov o las de Dimer e Ivankiv, a medio camino de la frontera de Bielorrusia y la zona de exclusión de Txornòbil.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here