El recuento de las elecciones presidenciales en Chile ha certificado la victoria del antiguo líder estudiantil Gabriel Boric por un margen de doce puntos sobre su oponente de la extrema derecha. Boric, que estaba respaldado por toda la izquierda será el presidente más joven de la historia del país con sólo treinta y cinco años.

El candidato deApruebo Dignidad, nació el 11 de febrero de 1986 en la ciudad meridional de Punta Arenas, en la región de Magallanes y la Antártida Chilena. Es el candidato más joven y de base a las elecciones, hijo de Luis Javier Boric Scarpa, con raíces croatas, y de María Soledad Font Aguilera, de ascendencia catalana. En su web personal, él mismo explica algunos detalles de su biografía y de sus ideales en términos medio políticos, medio poéticos: “Nací ante el estrecho de Magallanes a mediados de los años ochenta. El mismo año en que el cometa Halley ocupó las portadas de los medios de comunicación, entró en la historia la mano de Dios y sonó por primera vez ‘Pateando piedras’ de Los Prisioneros. Un 86 marcado por el atentado contra Pinochet y el estado de excepción en todo el país.”

Después de realizar la enseñanza obligatoria entre 1991 y 2003 en la British School de Punta Arenas, se trasladó a Santiago para cursar derecho en la Universidad de Chile, pero desde entonces se interesó más por el sindicalismo estudiantil y la política que por la abogacía. Siempre inscrito en formaciones de izquierdas y en movimientos sociales, Boric Font dio el paso definitivo hacia la política estatal en el 2013, cuando se postuló como independiente a las elecciones parlamentarias por el distrito 60, el de su región natal, y obtuvo un escaño que no ha perdido desde entonces, a pesar de los duros ataques verbales de los sectores conservadores y los problemas de salud mental que le obligaron a hacer un pequeño paréntesis en el 2018. Así resume él mismo la trayectoria política y la acción parlamentaria hasta ahora: “Estoy convencido de que es posible avanzar hacia una sociedad más justa y hacer una política diferente, y por eso junto a mi equipo nos propusimos cambiar Chile de Magallanes estando . Así, impulsamos al congreso rebajar el sueldo de los parlamentarios a la mitad, mejorar la democracia con once propuestas concretas, avanzar en la igualdad de derechos entre mujeres y hombres, trabajar para mejorar las condiciones de vida de las niñas, los niños y los jóvenes del país, luchar contra el acoso en la calle e impulsar Magallanes, además de preservar y difundir el uso de las lenguas originarias en nuestro país.”

Con esta carta de presentación, junto con la vinculación familiar, no sorprende que el primero de octubre de 2017 criticara abiertamente en Twitter, como parlamentario chileno, la represión de la policía española contra el referéndum sobre la independencia de Catalunya, donde mantiene buenas relaciones con la órbita de los Comunes y Podemos.

Boric será el cuarto presidente de Chile de ascendencia catalana, después de los tres presidentes chilenos de la influyente familia MonttManuel Montt, Jorge Montt y Pedro Montt.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here