El Ayuntamiento de Bedmar financiará el proyecto “Sáhara Sensible” para atender a niños con discapacidad en los campamentos de Tindouf

​Juan Francisco Serrano presenta una iniciativa de cooperación internacional que además de tareas asistenciales conllevará actividades de concienciación y que ejecutará el colectivo « Amigos del Sáhara Libre » de la provincia
|

El Ayuntamiento de Bedmar presentó ayer, coincidiendo con el Día Internacional del Niño, un proyecto de cooperación internacional que será financiado íntegramente por el consistorio y que llevará a cabo en los campos de refugiados de Tindouf la asociación “Amigos del Sáhara Libre” en la provincia de Jaén. Un proyecto que pretende concienciar y formar a personas sobre la situación de los niños con discapacidad en el Sáhara Occidental.

Proyectosahara

El proyecto ha sido presentado por el alcalde del municipio, Juan Francisco Serrano, y por Rafael García, vicepresidente de la Asociación Amigos del Sáhara Libre de la provincia de Jaén y director del proyecto Sahara Sensible.

Ambos han explicado que el proyecto se llevará a cabo entre el 2 y el 11 de diciembre por cinco profesionales con formación relacionada con la atención a personas con discapacidad, guías e intérpretes de personas sordo-ciegas, mediadores e incluso un artesano que formará a profesionales autóctonos sobre talleres de reciclaje y artesanía para que apliquen esos conocimientos a su actividad diaria. Por otro lado, el proyecto cuenta con cooperantes saharauis como son Mohamed Salem, director de centros de discapacitados (funcionario del Ministerio de Asuntos Sociales y Promoción de la Mujer) y Yamila, directora del centro de educación especial de Auserd

El proyecto supone el tercer viaje de este tipo que desarrolla la asociación tras una primera fase de conocimiento sobre la situación de este tipo de menores en la zona. Con ello se ha elaborado un proyecto con el que se pretende sensibilizar a la población saharuai a través de charlas y actividades en los colegios ordinario además de acciones de formación de los profesionales que trabajan en los centros de discapacitados de Auserd. Con este proyecto lo que se pretende es que ellos mismos sean, en un futuro, los encargados de formar a otros centros y a otros profesionales, por lo que se pretende que sea un trabajo cooperativo.

Finalmente, la intención es trabajar con estos niños con discapacidad para incluirlos en el programa de acogida en verano en Andalucía, con el objetivo de que esta población tenga la oportunidad de pasar dos meses de verano con familias de acogida en nuestra tierra.