La PAH solicita al ayuntamiento una dación de cuentas de los acuerdos para paralizar desahucios

La plataforma quiere fiscalizar las actuaciones llevadas a cabo por el ayuntamiento tras el convenio firmado con ésta y del servicio municipal antidesahucios aprobado en el Pleno
|


FotoNeiva

La Plataforma de Afectados por la Hipoteca de Jaén solicita a los grupos municipales en el ayuntamiento de Jaén que pidan una dación de cuentas en el próximo pleno sobre las actuaciones llevadas a cabo al calor del convenio y del servicio municipal antidesahucios  aprobado en mayo de 2016.

Esta una moción aprobada por el Pleno jienense tiene el objetivo de la creación de un servicio municipal u oficina antidesahucios con una serie de medidas. Éstas tienen el objetivo de realizar una mediación con los bancos para evitar desahucios y en el caso del desalojo conseguir un alquiler social, a la creación de un parque municipal de vivienda, al asesoramiento y mediación con las entidades bancarias en materia de cláusulas abusivas, entre otras actuaciones.

Además, en Abril de 2016, el Ayuntamiento también aprobó un convenio junto a la FAMP, el Consejo del Poder Judicial y la Junta de Andalucía para, que de igual manera y en el caso de que se produzcan desahucios en la capital el consejo se dirigiría a los servicios sociales del Ayuntamiento. Estos llevarían a cabo una actuación con familias en riesgo de exclusión social y especial vulnerabilidad (hijos e hijas menores).

Así pues, la PAH, mediante la representación de Ana Cárdenas, ha remitido una solicitud al consistorio para realizar una "fiscalización" de los acuerdos alcanzados para la paralización de deshaucios hasta la fecha, además de regular y criticar los propios lanzamientos requeridos por el consistorio, siguiendo el ejemplo del caso de Neiva.


LA PRESIÓN DE LA PAH PARALIZÓ EL ÚLTIMO DESHAUCIO DEL AYUNTAMIENTO

Neiva y sus tres hijos consiguieron aplazar temporalmente su desahucio gracias a la ayuda prestada por la colaboración entre la PAH y el Ayuntamiento, mediante la Sociedad Municipal de Vivienda de Jaén (Somuvisa). Se trata de  una madre separada con tres hijos, unos gemelos de siete años y otro niño de cuatro años, víctima de malos tratos y con una orden de alejamiento desde hace tres meses, que ya no podía pagar su vivienda de protección oficial puesta por el ayuntamiento jienense. 

La PAH de Jaén exigió entonces al Ayuntamiento de Jaén que parara el lanzamiento requerido por el propio consistorio y previsto para el pasado ocho de septiembre. El teniente de alcalde, concejal de Personal y Comunicación y presidente de la Sociedad Municipal de Vivienda de Jaén (Somuvisa), Miguel Contreras, anunció que se había presentado un escrito en el juzgado para que se aplace el desalojo decretado. Finalmente lo consiguieron paralizar, y en la actualidad están buscando soluciones mediante la oficina antidesahucios del consistorio.