CSIF lamenta que una avería informática paralice juzgados "más de tres días"

​El sindicato ve "falta de gestión y planificación" en la Junta de Andalucía y ha exigido que se elabore un protocolo para evitar otra situación similar "ya que es previsible que se produzca alguna avería en los servidores"
|

CSIF Jaén ha lamentado que una avería informática haya paralizado "durante más de tres días seis juzgados de la capital", al tiempo que ha considerado que esta "tardanza" en el arreglo demuestra "la falta de gestión y planificación" de la Junta de Andalucía.

Palaciojusticiajaen


Según ha informado el sindicato en una nota, "a lo largo de esta mañana ha comenzado a funcionar el sistema de gestión procesal Adriano" en los ordenadores de los tribunales afectados por el fallo informático que se produjo el pasado lunes. A pesar de ello, desde el área de Justicia de CSIF-Jaén se ha manifestado su preocupación "por la dejadez" del Gobierno autonómico en las sedes, en las instalaciones y de las herramientas de trabajo de la administración de Justicia en Jaén. "Que una avería informática paralice durante más de tres días seis juzgados de la capital debería de ser impensable. Esta tardanza demuestra, una vez más, la falta de gestión y planificación de la Junta de Andalucía", ha incidido. Por ello, ha exigido que se elabore un protocolo para evitar otra situación similar, "ya que es previsible que se produzca alguna avería en los servidores".


Al respecto, ha considerado necesario un plan que trace las líneas de actuación ante la avería de los servidores con el fin de que no se paralice el trabajo en una administración esencial como es la de Justicia". El sindicato, en todo caso, ha valorado "la rápida actuación del servicio informático", puesto que "es la falta de previsión y de material lo que ha producido el retraso en el arreglo del servidor". Junto a ello, ha reivindicado "una vez más" la Ciudad de la Justicia en Jaén, "no sólo porque hace más de diez años que supuestamente se iba a poner en marcha, sino porque este servicio público está en decadencia a pesar de la profesionalidad y responsabilidad de sus empleados públicos".