NATUROPATÍA: OBJETIVO SALUD

¿QUÉ PREFIERES, REDUCIR PESO O PERDER GRASA CORPORAL?

Por Juan Jesús Delgado
|


Queprefieres perderpesooreducirgrasacorporal


Van pasando los días, ya casi tenemos finiquitado el verano y no nos queda más remedio que volver de nuevo a la rutina del día a día. Pero, para los que todavía tengan la suerte de poder alargar sus vacaciones, para los que todavía no se han ido o, simplemente, los que quieran seguir manteniendo su peso (y nivel de tejido graso) estable más allá de la época estival, quería empezar hablando sobre las diferencias que hay entre perder peso y perder grasa.


Y es que la mayor parte de las personas que se proponen adelgazar, solo tiene como objetivo principal el perder peso, es decir, solo están pendientes del numerito que determina cuanto va pesando cada semana. No digo que esté mal perder peso, pero debemos de hacerlo de tal forma que perdamos, en su mayoría, tejido adiposo que es lo que nos va a permitir vivir en un estado óptimo de salud.


Imaginaros a dos personas que las mismas características físicas y orgánicas que hacen dietas diferentes y que, una vez finalizado el programa de perdida de peso, una de ellas pierde 10 kg y la otra 'solo' tres kg. ¿Cuál de las dos personas creéis que estará mas contenta? A priori, puede parecer que la que ha perdido una cantidad mayor de peso, ha tenido un cambio más favorable que la que ha perdido tres kilos y, por supuesto, la diferencia de felicidad también será notable, pero ¿por qué, teniendo las mismas características, ha habido esa diferencia?


La respuesta la tenemos en el propio título de este artículo. Teniendo en cuanta que pesa más la masa muscular que el tejido adiposo (grasa), en el caso de la persona que ha perdido 10 kg, nos encontramos con que lo que ha perdido es masa muscular, habiéndose mantenido prácticamente igual el volumen de grasa corporal. Eso sin contar la más que posible presencia de una retención de líquidos que también habrá contribuido a la hora de bajar el numero del peso. En cambio, la que ‘solo' perdió tres kg, lo que ha perdido es grasa y ha mantenido, e incluso aumentado, sus niveles de tejido muscular.


Teniendo en cuenta el ejemplo anterior, si lo que quieres realmente es adelgazar para estar sano y vivir mejor, con más calidad de vida, lo que debes de hacer es optar por la segunda opción, es decir, lo que tienes que perder es tu tejido graso.


¿Qué tengo que hacer para perder grasa?

Antes de nada, si tu nivel de grasa corporal es elevado, debes de acudir a un profesional cualificado, es decir, a un naturópata colegiado para guiarte y que puedas alcanzar tu objetivo de forma saludable, sin hacer locuras ni poner en riesgo tu salud.En lo que respecta a la alimentación, te digo lo mismo, no pongas en riesgo tu salud con dietas milagro ni con dietas poco fiables, simplemente debes seguir una alimentación equilibrada, basada principalmente en frutas y verduras, junto con alguna proteina como carnes, pescado y huevo. No te olvides de incluir los frutos secos o un yogur (solo o con alguna semilla) en tus medias mañanas o meriendas.


A esa alimentación equilibrada, le tendremos que sumar el ejercicio físico que puede ir desde andar media hora al día (a horas adecuadas en verano), correr de dos a tres veces a la semana, montar en bicicleta, aprovechar el rato de piscina para nadar, etc. Lo importante es empezar a movernos al ritmo que cada uno pueda.


Por último, un aspecto clave para ayudarnos a reducir grasa corporal es activar nuestro metabolismo. Esto lo podemos llevar a cabo con algún complemento dietético (elaborado a base de plantas, totalmente natural) como garcinia cambogia, te verde, mango africano o la l-carnitina (esta ultima solo si hacemos algún tipo de ejercicio físico).


Para más información, consulte al profesional Naturópata Colegiado.

Juan Jesús Delgado Ballano, Naturópata Colegiado Nº 3511. Vicepresidente de la Organización Colegial Naturopática de Andalucía. Si quieres saber más sobre él o acudir a su consulta entra en su web: www.naturopatiasevilla.com