El PSOE denuncia las pintadas aparecidas en la Catedral de Jaén

​María del Mar Shaw señala que ante el juzgado se han llevado también las pintadas en el Banco de España y las fuentes de Las Bernardas y Los Caños.
|



El PSOE y los colectivos socioculturales “Iniciativas, andamios para las ideas”, Patmos y Iuventa han formalizado hoy una denuncia para pedir que se investiguen la autoría de las pintadas que aparecieron las pasadas navidades en la Catedral de Jaén y que los responsables de las mismas “no queden impunes”. Los colectivos alertan de que el estado de abandono de Jaén, con aspectos de conservación de edificios y limpieza muy deficientes, es el caldo de cultivo perfecto para que este tipo de actos vandálicos se cometan.


La concejala socialista María del Mar Shaw, ha recordado que la denuncia incluye también las pintadas realizadas en otros tres lugares de importancia, como son el edificio del Banco de España, del arquitecto Rafael Moneo, y las fuentes de Los Caños y Las Bernardas. “Hay una falta generalizada de afección hacia el patrimonio de la ciudad cuando conocemos de hechos como estos. Alguna persona ha dicho que se necesita una denuncia, pues aquí estamos con ella y lo que pretendemos es hacer una llamada de atención y poner medios para que estos actos vandálicos se persigan”, dice. 


Shaw ha recordado que el artículo 323 del código penal recoge las penas por estos actos “que son un delito” y recuerda que la Constitución española convierte a los poderes públicos en garantes del patrimonio de todos. “Esta denuncia es una vuelta de tuerca para que nuestro ayuntamiento y el resto de administraciones tomen cartas en el asunto y se tenga en consideración el valor de nuestros casco histórico y se dé a la ciudad el tratamiento que le corresponde”. Para Shaw “no ha habido contundencia” del PP en el Ayuntamiento con el asunto de las pintadas; “y es insuficiente la protección que se está haciendo”.


En esta línea se ha pronunciado Rafael Cámara, de Iuventa, quien ha considerado que además del valor de la denuncia per se, tenga un efecto de concienciación ciudadana. “Es también importante apelar a la colaboración ciudadana, que todo aquel que vea a alguien pintando avise a la Policía y evitemos esa imagen desastrosa de la ciudad”, sostiene.

Por su parte, José Manuel Higueras, de Patmos, ha dicho que la ciudad de Jaén presenta un estado de abandono que es lo que propicia estos hechos vandálicos, “es un ambiente degradado con edificios abandonados y con el suelo sucio el que propicia gestos como que alguien mee en la fachada de la Catedral, un edificio de 800 años, o realice pintadas”, dice.


Higueras señala que hay lugares de la ciudad “completamente arrasados” como La Judería, que “parece bombardeadas como si fuera Alepo” y propone que se aplique la ley de forma ejemplar y ello sirva de rechazo y método de disuasión para que se produzcan hechos vandálicos como el de las pintadas. Patmos explica que es fácil reconocer “que son los 4 ó 5 de siempre los que pintan” y se podría establecer un registro de pintadas municipal como el que tienen algunos ayuntamientos como el de Granada. El PSOE va más allá y señala que en caso de que se identifique a los autores de las pintadas hay casos en los que por este delito se ha impuesto como pena el trabajo en la restitución del bien a su estado inicial.