Castillo de Locubín aprueba un protocolo para situaciones de violencia de género

​Este Protocolo para la Prevención de la Violencia de Género y Atención a las Víctimas ha sido aprobado en la primera reunión de la, también, recién constituida Comisión Local de Violencia de Género.
|



El Ayuntamiento de Castillo de Locubín ha celebrado este jueves, por primera vez, una reunión de la Comisión Local de Violencia de Género, presidida por el alcalde, Cristóbal Rodríguez, y la concejala de Igualdad, Rosa María López y a la que ha asistido Beatriz Marín, coordinadora provincial del Instituto Andaluz de la Mujer. El objetivo principal de este nuevo órgano consultivo municipal ha sido poner las bases de trabajo “con el firme compromiso por parte del Ayuntamiento de establecer unas pautas comunes de actuación con todos los agentes implicados, personas profesionales que actúan frente a la violencia de género en nuestro pueblo, permitiendo la optimización de los recursos y servicios para las mujeres víctimas de esta lacra social, con la intención de detectar, prever y prevenir situaciones que puedan desembocar en casos de violencia”, asegura el alcalde del municipio.


Beatriz Martín ha dado la enhorabuena al Ayuntamiento de Castillo por haber constituido este órgano colegiado, “sin tener este municipio ningún Centro Municipal de Información a la Mujer”. Asimismo, ha manifestado que Castillo de Locubín es el primer municipio que aprueba el nuevo protocolo local de coordinación de las actuaciones encaminadas a la prevención y tratamiento de la violencia de género.


Técnicos y representantes del Instituto Andaluz de la Mujer, del Instituto de la Mujer de Alcalá, la Subdelegación del Gobierno, los Servicios Sanitarios, el IES Pablo Rueda, el Centro Social de Alcaudete, los Servicios Sociales de Castillo de Locubín, la Policía Local, la Guardia Civil de Castillo y representantes políticos han tenido representación en dicho órgano colegiado.


Según el alcalde, "los ayuntamientos son las instituciones más cercanas para la prevención y atención social, jurídica y psicológica de las víctimas, por lo que era nuestra obligación dotarnos de este protocolo de actuación para que todos los implicados tengamos claro qué tenemos que hacer en cada momento, en caso de que tengamos que atender un caso así".