Castillo de Locubín

El Ayuntamiento de Castillo de Locubín invierte 30.000 euros en arreglar calles

Así se solventan dos de los problemas de movimientos de tierras y humedades que podrían provocar daños en los edificios aledaños en las calles Blas Poyatos y Callejón del Pósito.
|



Evitar humedades, eliminar filtraciones y mejorar el suministro de agua y el alcantarillado por un lado y mejorar estéticamente la localidad por otro, son los principales objetivos con los que el Ayuntamiento de Castillo de Locubín está ejecutando un plan de mejora de calles que está suponiendo una inversión total cercana a los 30.000 euros aportados con fondos propios municipales.


El alcalde de la localidad, Cristóbal Rodríguez, ha destacado que son “obras que en algunos casos estaban causando multitud de problemas a las viviendas colindantes y que venían siendo unas demandas históricas de los vecinos”. Del mismo modo reconoce que “las pequeñas averías que estaban surgiendo han obligado a levantar calles enteras en las que no se había actuado desde su instalación, a excepción de alguna reparación puntual”.


En concreto, el primero de los trabajos ha consistido en sustituir la red de saneamiento en el callejón situado en la parte superior del Juzgado de Paz, el Callejón del Pósito, debido a que las tuberías se encontraban deterioradas desde hace más de cinco años. Estas roturas ocasionaban humedades e incluso podían provocar deslizamientos estructurales de las casas colindantes, “sobre todo, las que se hallaban ubicadas en la parte inferior, la zona del Pósito, la zona inferior de calle Nueva de la Plaza”, en palabras del alcalde quien ha explicado que los trabajos han consistido en sustituir toda la red de alcantarillado y de suministro de agua potable en esta vía.



También de manera urgente, el Ayuntamiento continúa este plan de mejoras realizando obras consideradas de emergencia en la calle Blas Poyatos, que aún mantenía un sistema de suministro de agua potable con tuberías de fibro-cemento por lo que se trabaja en la instalación de nuevas tuberías para el abastecimiento de agua, así como, un tramo de alcantarillado.

También en el marco de este paquete de actuaciones, con la puesta de naranjos en el margen izquierdo, en dirección descendente, el Ayuntamiento de Castillo de Locubín ha finalizado las obras acometidas en la calle Collados. “Esta actuación ha sido muy demandada por los vecinos residentes en este barrio, ya que, según ellos, en la anterior legislatura esta calle se quedó sin acabar”, explica el alcalde.


“El motivo de la paralización de dichas obras por el equipo de gobierno antecesor es que se emplearon los materiales en otra calle del municipio, por lo que se utilizó la partida presupuestaria en un principio destinada a la calle Collados en otro barrio de Castillo de Locubín”, tal y como reconoce Rodríguez. Los trabajos realizados han consistido en el pavimentado con adoquín y hormigón de la zona central de la calle, además de los márgenes izquierdo y derecho. También se ha procedido a la eliminación de los escalones existentes, dando una mayor anchura y funcionalidad a la vía, y un trabajo final de embellecimiento con árboles.