Aceite de Oliva

Los aceites de Sierra de Segura se consolidan en Holanda, Reino Unido, China y EEUU

Un informe del Ministerio de Agricultura señala que “Sierra de Segura” es una de las primeras DO españolas en estos países
|


Holanda, Reino Unido, China, Estados Unidos y Canadá son los principales mercados de exportación de los aceites con Denominación de Origen “Sierra de Segura”, según recoge el informe sobre las DOP e IGP del Ministerio de Agricultura, Alimentación y Medio Ambiente. De hecho, el Consejo Regulador ha constatado que las ventas al exterior han aumentado de forma considerable en la última década, de forma que la exportación ya representa cerca del 8 por ciento de todo el aceite de oliva virgen extra con distintivo de calidad.


Otros países donde el aceite segureño de calidad tiene una presencia muy significativa son Italia, Alemania, Noruega, Polonia, Rumanía, Suiza, Australia o Japón, lo que evidencia que este producto ya está presente en restaurantes y hogares de todo el mundo. El estudio del Ministerio de Agricultura resalta que, a pesar de que “Sierra de Segura” es una Denominación de Origen de tamaño medio, es la tercera DO española en un mercado tan competitivo como Reino Unido. Y alcanza el cuarto lugar en territorios como Holanda, Canadá o Noruega, superando a otras con producciones mucho mayores.


El secretario de la Denominación de Origen “Sierra de Segura”, Francisco Moreno, destaca que esta importante presencia internacional se debe al gran trabajo que están realizando las almazaras inscritas por abrir nuevos mercados y al esfuerzo promocional del Consejo Regulador. “El mercado en los grandes países productores como España está ya maduro, por lo que es muy importante seguir trabajando en nuevos mercados, con especial importancia en Estados Unidos, China, Brasil o los países del Norte de Europa”, reflexiona. Además, señala que la aparición de nuevos países productores no supone una amenaza para el líder mundial, España, sino que puede representar una oportunidad, ya que “la cultura oleícola se instala en estos países, que aumentan su consumo y reclaman productos de calidad y prestigio, como el que podemos ofrecer nosotros”.