Pídanse una Copa, pero que no sea de garrafón

El Linares deportivo tiene en su mano pasar a octavos de final de la Copa Federación, un torneo que puede ayudar a fichar en navidad
|



El Linares Deportivo comienza esta noche, a partir de las 20.45 horas, su maratón de encuentros ante el San Fernando CD en el partido de vuelta de los dieciseisavos de final de la Copa Federación, antes de hacerlo el domingo en liga para cerrar la primera vuelta del grupo IV de la Segunda División B.


El partido de hoy será, presumiblemente, muy diferente, y las necesidades tambien. Pero lo que es evidente, es que los de Miguel Rivera no pueden caen hoy ante los gaditanos, más aún con la ventaja del gol de Álvaro Vega hace dos semanas en Bahía Sur, ya que una eliminación esta noche sembraría el pánico en Linarejos y crearía un ambiente muy enrarecido para jugar el domingo a las 17 horas.


El Linares Deportivo ha cambiado mucho estas últimas dos semanas. Un punto de doce posible, con tres derrotas, la última de manera vergonzosa en Granada ante el filial nazarí, hacen que los azulillos tengan que hacer un último esfuerzo en estos cuatro días para irse a navidad igual de tranquilo que lo ha estado los últimos tres meses. 


Para ello, Rivera va a confeccionar dos equipos diferentes en estos dos encuentros. Para el de Copa, hoy, tirará de los habituales suplentes y de los tres jugadores del filial habituales desde el verano, Pekes, David Salido y Sergio García. 


Es evidente que habrá minutos para Cristian, tras su calvario de más de dos meses lesionado por una bursuti, primero, y una rotura fibrilar luego. También jugará Ismael y Mario Sánchez, quienes apenas han jugado pero que siempre que lo han hecho, han cumplido. 



Asimismo, será la última oportunidad para Canillas, quien desde Murcia ya colocan en el Lorca Deportiva de Tercera División, aunque tras su declaraciones hace tres semanas a los compañeros de IDEAL y su poca aportación han terminado con la paciencia de su único valedor, Miguel Rivera.   


Tiene mucho que perder el Linares Deportivo en el partido de hoy y poco que ganar, salvo la inyección económica que ofrece esta competición a equipos tan necesitados como el azulillo que, además, podría disponer del efectivo suficiente para ir al mercado de invierno con suficientes garantías en busca de refuerzos. 


Por tanto, esta noche se confía en volver a la senda del triunfo para coger fuerza de cara al domingo y acabar el año lo mejor posible.