UPA –Andalucía mantiene una reunión con Antonio Pradas del PSOE de Andalucía

​Los robos en el campo y modelo de ayudas PAC han centrado la reunión.
|


UPA-Andalucía ha mantenido esta mañana una reunión de trabajo con el coordinador de la Interparlamentaria del PSOE de Andalucía, Antonio Pradas. En esta reunión han participado tanto el Secretario de Organización de UPA-Andalucía, Francisco Moreno, como el Secretario de Acción Sindical, Roque García y el Secretario General de UPA-Sevilla, David Gil.

 

Desde UPA-Andalucía se ha trasladado la preocupante situación en la que se encuentran los agricultores y ganaderos que ven como están indefensos ante los robos que se producen a diario. No solo les afecta lo que se llevan, sino lo que destrozan para conseguirlo. Por este motivo debería de modificarse el procedimiento actual y que se incluyan los destrozos que se producen en los robos en el motivo de la denuncia, para disuadir a los ladrones y que se denuncie el encubrimiento por receptación, persiguiendo a los compradores de esos artículos robados. Las estadísticas muestran que han descendido los robos, pero es erróneo, ya que muchos agricultores ya no denuncian porque en la mayoría de los casos no sirve para nada. Por otro lado denunciamos que no está funcionando el operativo ROCA, ya que no ha supuesto mayor presencia de la Guardia Civil, además que cada vez se está recurriendo a vigilancia privada, otro coste añadido a la maltrecha economía del agricultor.


Sobre la PAC desde UPA-Andalucía se ha puesto sobre la mesa el desacuerdo con gran parte del sistema de las ayudas. Desde el origen es un modelo que no corrige el anterior y que ha introducido mayor complejidad. No se ha excluido a las grandes corporaciones y propietarios pasivos que no tienen relación con la agricultura activa y profesional y se ha penalizado a los pequeños agricultores. Se han establecido límites para los pequeños perceptores de ayuda pero casi no hay límites para las grandes explotaciones. Desde UPA demandamos un modelo más justo, con modulación de las ayudas para que unos pocos no se lo lleven todo, teniendo en cuenta la actividad profesional, el territorio, el territorio y la cohesión social. Hay aspectos de este modelo de la PAC impuesto por Bruselas, pero el Estado tiene mecanismos para hacer esta PAC más justa y no lo está haciendo, ni con las ayudas directas ni con las asociadas, dejando fuera el olivar con pendiente y la uvas pasas y no mejorando las ayudas al caprino, el vacuno de leche, el almendro o la remolacha. Desde el Gobierno andaluz también se pueden hacer mejor las cosas de lo que están haciendo, a través del PDR, como en el reparto de las ayudas agroambientales. A juicio de UPA este reparto debería haber sido más justo, favoreciendo la cohesión territorial, con topes por explotación y mayor regresividad para que todos los productores de ecológico recibieran ayudas.