La Junta destina más de 50.000 euros a la remodelación del teatro de la Merced de Cazorla

Pilar Salazar destaca el apoyo de la Consejería de Turismo y Deporte a través de estas ayudas dirigidas a localidades declaradas como Municipio Turístico ​
|

La Consejería de Turismo y Deporte destina un total de 51.291 euros al proyecto de mejora y remodelación del Teatro de la Merced de Cazorla – situado en el originario Convento de la Merced- a través de una subvención concedida al Ayuntamiento en el marco de las ayudas que la Junta convoca para aquellas localidades declaradas como Municipio Turístico correspondiente a la presente anualidad. 



Salazar. Visita teatro de la merced VII 18


Así lo ha señalado la delegada territorial, Pilar Salazar, quien ha subrayado que estos apoyos tienen como objetivo reforzar la competitividad de estos destinos y garantizar la calidad de los servicios que se prestan. “Con esta nueva convocatoria, el Gobierno andaluz consolida unos apoyos muy importantes para aquellas localidades que ven aumentada su población con la llegada de visitantes, con el fin de ofrecer servicios públicos de calidad y un turismo sostenible”, ha añadido.


 Para la delegada estas ayudas económicas permiten aumentar la capacidad inversora de los ayuntamientos, que se dotan de más recursos para que puedan disponer del presupuesto municipal necesarios para reforzar los servicios básicos esenciales en los periodos de mayor afluencia de visitantes. En concreto, el proyecto de mejora en el teatro de la Merced de Cazorla contempla actuaciones relacionadas con la mejora del pavimento actual, la sustitución de butacas, la instalación de vidrios de seguridad en palcos y plateas, la instalación de una escalera metálica de acceso, la creación de camerino/aseo adaptado a personas con movilidad reducida anexo al escenario y la sustitución de ventanas e instalación de tarima de madera en camerino y aseo. 


Por último, Salazar ha recordado que además de Cazorla, el otro Municipio Turístico en la provincia jiennense es Baeza. Esta figura está regulada por un nuevo decreto aprobado en 2017 en sustitución del vigente desde 2002. La principal novedad es la supresión de la exigencia de una población superior a los 5.000 habitantes para obtener la declaración. Con ello, cualquier ayuntamiento podrá acceder a sus beneficios, siempre que cumpla con los requisitos establecidos y la población de referencia sea inferior a 100.000 personas. 


El reconocimiento de una localidad como Municipio Turístico, según recoge la normativa, conlleva la mención de esta condición en las acciones promocionales del destino que desarrolle la Junta, así como la posibilidad de firmar convenios de colaboración en los que, como novedad, podrán participar otros departamentos del Gobierno autonómico, además de la Consejería de Turismo y Deporte.